Nescit vox missa reverti

(La palabra pronunciada no sabe regresar)

"Horacio"

©El grito de printova. PROTECCIÓN DE DERECHOS DE AUTOR.

©El grito de printova. PROTECCIÓN DE DERECHOS DE AUTOR.
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

miércoles, 12 de mayo de 2010

ÉL


ÉL

Alzó sus ojos de miel,
desplegando el brillo
de la melancolía.
Le vio a lo lejos,
las manillas del reloj
detuvieron su tiempo.

Ahogó un suspiro en los labios,
tersos,
sensuales,
y el cosquilleo brotó,
recorriendo cada poro,
cada centímetro vivo.
Ruborizó su rostro,
sin poder controlar
el sudor en sus manos.

Le vio acercarse,
acariciando la tierra
con cada paso que daba.
No quería marchar
más temía el no hacerlo.

¿Seguiría de largo?
¿Rozaría su mano?
¿Miraría al pasar?

Más cerca,

escasos metros,
sólo supo sonreír.
Faltó el aire,
su calor era extremo,
el corazón un loco,
por hacer oídos sordos,
por haberse enamorado.

Un instante,
y el eco de sentimientos,
gritó,
expandiendo el fuego interno,
arriesgando la pasión.

No miró,
no pensó,
le besó.

6 comentarios:

  1. Un instante muy intenso, en el que el deseo despierta al beso. Precioso.

    Felicidades, Printova.
    Besos
    Mián Ros

    ResponderEliminar
  2. Es lo mismo que yo pienso...
    Hermoso beso.
    Bonita poesía.

    Un besico

    ResponderEliminar
  3. Printova Querida

    Tiene un ritmo muy suave este poema. Las preguntas siembran en el lector el mismo suspenso que experimenta el amante. Explota el final con el beso, arriesgándolo todo.

    Muy dulce tu poema.

    Déjame contarte algo. Acá en México usamos "La besó" o "Lo besó", y el género del sujeto queda claro. Allá contigo, usan el "Le besó" y debí leer el poema dos veces para adivinar quién era el que daría el beso y quién lo recibiría. Me parece que fue él, como apunta el título del poema. Si este, me habría perdido totalmente. Usos del idioma...

    Me gusta leerte, niña. Besísimos hasta tu tierra. =)

    Lupita oOoxXxoOoxXXoO

    ResponderEliminar
  4. Mián:
    El deseo pudo más que la timidez, y brotó el beso, arriesgando todo.
    Un beso.


    María:
    Siempre es un placer tenerte aquí.
    Me alegra que ese beso despertara belleza.
    Un beso amiga.


    Lupita: Esto del idioma aveces nos descoloca un poco. Pero me ilusiona que lo entendieras, que el beso lo recibió él.
    Me ha sobrecogido tu poema de Ciudad de Agua, he tenido algún problemilla al intentar acceder a tu blog por ello no pude dejarte aún mi comentario y desde aquí aprovecho, aunque no dudes que lo haré.
    Muchos besos amiga.

    ResponderEliminar
  5. precioso!! no hay mejor cosa que ese ímpetu!!.
    Una escena de esas que hay que atesorar, me gustó mucho, una abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Gracias Paula por pasar.
    Un saludo.

    ResponderEliminar

Gracias por tus palabras.